El Torito Pinto (información, letra y video)

El Torito Pinto es una de las danzas folclóricas más conocidas de El Salvador; es bastante común presenciarla en actos culturales o cívicos que se realizan en nuestro país (especialmente en el mes cívico de septiembre), ya que está relacionada muy finamente a nuestras raíces y a nuestra cultura.

En esta ocasión presentamos la información relacionada a esta danza ya que consideramos adecuado que las futuras generaciones puedan conocerla para que puedan ser parte de nuestras costumbres y vivirlas.

El Torito Pinto (información, letra y video)

Representación de el “Torito Pinto”

Conoce la información relacionada a este tema.

Historia de la danza del Torito Pinto

En primer lugar debemos decir que esta es una danza que se remonta posiblemente a la época en la que los españoles conquistaron estas tierras y en la cual sus costumbres se mezclaron con las costumbres de los indígenas, ya que en este baile típico se ve influenciado principalmente por rituales y tradiciones de la cultura maya-pipil y lenca junto a otros de origen español.

Una de las danzas del Torito Pinto mas conocidas a nivel internacional se lleva a cabo en territorio salvadoreño, específicamente en el poblado San Antonio Abad, del departamento de San Salvador, que celebran la fiesta del Patrono del Pueblo en la octava del día de San Antonio Abad, pues la propia fecha se celebra en el pueblo de Cuscatancingo.

Lee también:  Mitos de El Salvador

También es común escucharla durante las fiestas patronales de los pueblos de El Salvador, en donde al finalizar la fiesta patronal del lugar se hace la representación de un “torito pinto” el cual es un hombre que carga una armazón de bambú en forma de toro y persigue a la multitud; este armazón tiene juegos pirotécnicos y pólvora, con lo cual la gente se corre.

Cómo se baila el Torito Pinto

El baile del “Torito Pinto”, es una representación que se acompaña de danza y canto, imitando a su manera “una toreada española”. Generalmente son de ocho a doce las personas que se necesitan para representarlo, entre hombres y mujeres, quienes van vestidos pintorescamente con colores llamativos, con sombreros adornados de flecos y flores de papel.

La persona que hace de “torito”, lleva una armazón asegurado a la cintura, con el cual imita al animal con la cabeza de toro y cachos; él baila en medio del circulo que hacen los del grupo y hace como que los persiguiera. El torito baila de forma muy original, lleva un ritmo cadencioso y elegante en compás de 3/4 y hace alarde de piruetas y agilidad imitando la nerviosidad de movimientos del gallardo cuadrúpedo, cuando es lidiado en una corrida.

Todos los que están al rededor llevan en la mano un pañuelo rojo con el que invitan al “torito” a mostrar su gallardía y furia en los rodeos de la danza.

Lee también:  Trajes típicos de El Salvador

Aquí también se pueden usar dos instrumentos indígenas como son el pito y el tambor para acompañar y que baile tenga un son muy rítmico, para que de esta manera se despierte la alegría en los oyentes.

Quién escribió el Torito Pinto

En realidad no se sabe quién es el autor de la danza del Torito Pinto, ya que esta es una danza que proviene desde tiempos remotos y desde una época posterior a la conquista española.

Por lo tanto diríamos que el autor del Torito Pinto es anónimo.

Letra del Torito Pinto

Échame el torito pinto, hijo de la vaca mora

Y dame una corneadita delante de esa señora.

 

Échame el torito pinto, hijo de la vaca mora

Y dame una corneadita delante de esa señora.

 

Échame paca el torito, torito patitas blancas

Negrito de las orejas, bermejas tenés las ancas.

 

Échame el torito pinto que lo quiero capotear

Échame el torito pinto que lo quiero capotear.

 

Échame ese toro pinto que lo quiero conocer

pá ver si trae calzones con nahuas como mujer.

 

Échame ese toro pinto que lo quiero conocer

pá ver si trae calzones con nahuas como mujer.

Video del Torito Pinto

Aquí te compartimos el video de esta danza por si quieres saber cómo se baila o cómo se entona.

 


También podrías leer...

Deja un comentario

estadisticas